Cómo elegir accesorios para revestimiento de pared

Las molduras tienen múltiples usos: proteger tus esquinas y rincones, rematar tableros, frisos, cantos…, tapar juntas o aportar un plus decorativo a tus puertas y paredes. Hay un modelo para cada necesidad y puedes escoger entre diferentes colores y materiales (MDF, acabadas en melamina, en chapa de madera, madera maciza y en materiales sintéticos).

Cómo elegir accesorios para revestimiento de pared

Las claves

Disponibles en diversos acabados adaptados a cada uso.

Cómo elegir accesorios para revestimiento de pared

Son totalmente personalizables.

Adaptables a todos los espacios en tu hogar por la gran variedad de formas y medidas.

Elige el color que se adapte a tu casa

El primero punto que debes tener en cuenta a la hora de elegir una moldura es el color que más te guste. En función de las diferentes tonalidades cambiará el acabado final que pretendas conseguir en tu estancia. Los colores entre los que elegir son:

  • Blancos, grises, beige: aportan amplitud a la estancia.
  • Especiales: están coloreadas de tonos no propios de la madera o acabadas con dibujos o figuras. Personalizan más la zona donde se instalan.
  • Madera oscura: dan solidez y empaque a la habitación donde se colocan.
  • Madera natural: suelen ser las más utilizadas por el plus de personalización que aportan, ya que se pueden pintar o barnizar a tu gusto.

¿Qué moldura necesitas? Tipos de molduras

Bizcocho. Moldura plana, apta para tapar juntas, rematar tableros y otros usos decorativos

Cornisa. Moldura decorativa, válida para marcar la separación entre pared y techo. Sus distintos acabados son capaces de dar al interior de la habitación una sensación de movimiento

Cuadrado. Válido como soporte para estanterías y armarios entre otros muchos usos

Cubrecantos L. Moldura indicada para rematar los cantos de un tablero o mueble

Cubrecantos U. Moldura indicada para rematar los cantos de un tablero o mueble

Guardavivos. Su uso más habitual es salvar las esquinas de golpes y rozaduras, además de cambiar la decoración de una pared de forma rápida y sencilla

Jamba. Moldura indicada para rematar los marcos de las puertas, armarios y otros espacios de tu casa

Junquillo. Usada para tapar juntas de unión en esquinas interiores (las que forman ángulos convexos), para cantos de muebles de armario, estantes o estanterías o en bricolaje en general

Rinconera. Igualmente, sirve para tapar juntas de unión en esquinas interiores (las que forman ángulos convexos) Para cantos de muebles de armario, estantes o estanterías o en bricolaje en general

Rodapié. Moldura indicada como remate de pared a suelo. Usada principalmente en instalaciones de suelo laminado o madera

Moldura decorativa. Embellecer paredes, uniones suelo a techo o pared. Proteger de golpes las superficies donde están fijadas (guardasillas)

Cómo elegir accesorios para revestimiento de pared

Diferentes materiales

Las molduras las va a poder encontrar fabricadas con los siguientes tipos de material:

  • MDF: es un aglomerado elaborado con fibras de madera aglutinadas con resinas sintéticas mediante fuerte presión y calor, el MDF destaca por su resistencia a la carga. Se puede pintar.
  • Revestidas de melamina: material versátil y multiusos compuesto por una base de aglomerado revestido con una lámina de papel decorativo. 
  • Rechapadas: compuesto por una base de aglomerado revestido de chapa natural de diversas maderas (roble, sapelly , haya, etc.). 
  • Macizo: 100% madera natural. 
  • PVC y las de polipropileno: ambos materiales son hidrófugos, son resistentes a la humedad, no se abomban con el tiempo ni el uso, destacan también por su durabilidad. Son adecuados para su uso exterior y en zonas húmedas.